martes, 18 de abril de 2017

Ravani - dulce de Albania


Hola, hoy traigo este delicioso ravani desde Albania, que es el destino de este mes en el Reto Reposteras por Europa que organiza Isabel del blog Gotas de azúcar y vainilla. Me tocó elegir país y me decidí por Albania. Gracias a Google encontré este bizcocho bañado en almíbar muy fácil y riquísimo...

Albania cuya capital es Tirana, se encuentra en el sureste de Europa, limita con Montenegro al noroeste, con Kosovo al noreste, Macedonia al este y Grecia por el sur y sureste. La gastronomía de este país está fuertemente influenciada por Turquía e Italia y contiene elementos de la gastronomía de la antigua Grecia y los imperios romano y bizantino.
Una vez que decidí lo que quería preparar, navegando por la red encontré esta maravillosa receta de la versión turca de este bizcocho imperdible, en el blog de mi amiga Patty, Patty's cake.
Aprovechando  que  vino de visita mi sobrino Pedro con su novia los esperé con esta delicia y les encantó.

Ingredientes para el bizcocho:

4 huevos grandes
100 gr de azúcar común
50 gr de harina común
100 gr de sémola de trigo
3 gr de sal fina
ralladura de una naranja
50 gr de mantequilla derretida
50 gr de mermelada de naranja amarga


Precalentamos el horno a 200º.
Engrasamos con mantequilla un molde rectangular de 30x20 cm.
En un bol ponemos la harina con la sémola y la sal. Reservamos.
Separamos las yemas de las claras y colocamos en otro bol las yemas y el azúcar y batimos hasta que blanquen.
Añadimos la harina con la sémola y la sal incorporando bien. Agregamos la ralladura de naranja, la mermelada y la mantequilla derretida, batiendo hasta integrar bien.


Batimos las claras a punto de nieve e incorporamos en tres veces a la mezcla anterior con movimientos envolventes. 
Volcamos la mezcla en el molde y cocinamos a 180º dutrante 25 minutos o hasta que esté dorado.


Ingredientes para el almíbar:

300 gr de agua
200 gr de azúcar
ralladura de 1 limón
2 cucharadas de zumo de limón
1 cucharadita de pasta de vainilla

Mientras se cocina el bizcoho, preparamos el almíbar poniendo todos los ingredientes en un cazo y dejamos cocinar durante 10 minutos. Retiramos del fuego y dejamos templar.
Retiramos el bizcocho del horno y dejamos que se enfríe durante 10 minutos.
Le hacemos cortes con forma de rombos, (no me quedaron muy perfectos, jijiji) y volcamos por encima, de a poco, el almíbar y dejamos que se impregne bien.


Dejamos que se enfríe bien y servimos.
Es una verdadera delicia y al día siguiente estaba más rico todavía. 


No preparé la crema de acompañamiento, la próxima vez lo haré porque, aunque queda muy rico, imagino que la crema debe darle un toque delicioso.


Si les gusta mi trabajo, pueden seguirme en:   InstagramPinterestfacebook y Twitter.

¡Hasta la próxima!
¡Sean felices!


5 comentarios :

  1. Nunca había visto este postre antes, con la sémola de trigo, y se ve delicioso, me gustaría probar un trocito. Un saludo

    http://directoalamesa.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Este postre es tan bonito, me gusta mucho por la sémola le da una consistencia esponjosa y lindo color, no he encontrado el momento de hacerlo, pero ya llega ^_^ bañado en ese almíbar de naranja es una completa delicia y con mermelada ñamm!!! me llevo un par de trozos Rosi
    Un beso y feliz semana

    ResponderEliminar
  3. Qué buena ok ya! Yo negó un pastel muy parecido en el blog, y la sémola le da un punto muy rico. Me llevo un trocito para probarlo!!

    ResponderEliminar
  4. Yo tambien lo hice y en casa nos encantó,duro muy poco.besinos

    ResponderEliminar
  5. Rosi, qué buena pinta! Me encanta. Y bañado con almíbar que últimamente me gusta más que otro glaseado. Este también me lo apunto para cuando vuelva a tu casa.... jajaja. Besos grandes

    ResponderEliminar